The JangleBox

Indie, Noise, Shoegaze… Music

Retro-Visor – The Kinks: The Kinks (1964), Pye Records; Castle

Hablar a estas alturas de The Kinks puede resultar reiterativo pues se cae en el riesgo de no tener nada nuevo que decir, pero el caso es que nos da igual, y ya que tenemos este humilde medio para comunicarnos y compartir con vosotros, lectores, nuestras inquietudes, pues me permito hoy mirar al Retro-Visor para encontrarnos con el primer álbum de The Kinks, una de mis bandas favoritas de todos los tiempos. The Kinks (Pye, 1964) está grabado en 1964, pero la edición que os presento es una reedición de 2004 que tiene su gracia porque, además de las catorce canciones originales del mismo, contiene su primer Ep, singles y caras B que hacen ya de él un disco realmente interesante. The Kinks es el debut de una banda que, si bien fue encuadrada en el movimiento de resurgimiento del Rythmn´n´Blues Británico, lo cierto es que donde el grupo se encontraba más a gusto era realizando composiciones más Pop, es decir, más cercanas al Mersey Beat (The Beatles, Gerry & The Peace Makers), que al R&B (The Rolling Stones, Yardbirds). Y decimos ésto porque sus composiciones originales son seis sobre las catorce de las que se componía el disco, pero ahí es donde se encuentra el embrión del que posteriormente sería el sonido Kinks, perfectos compositores Pop de la Inglaterra más costumbrista.
¿Quién de nosotros que sepamos tocar algo la guitarra no ha aprendido en sus comienzos con los acordes de You really got me? En mi opinión uno de los temas más emblemáticos e intemporales de la historia del Pop; un clásico sin discusión que culmina con un solo frenético de Dave Davies. So Mystifiying, I took my babe home: perfectos ejemplos de ese sonido embrionario del que hablábamos más cercano al Pop. Just can´t go to sleep y Stop your sobbin´ (esta última versionada en los ´80 por la que sería la pareja de Ray Davies, Chrisie Hynde y sus Pretenders) son ya canciones que podrían estar incluidas en sus obras posteriores, por su cercanía absoluta al Pop. El disco se completa con ocho temas ajenos, versiones del R´n´Roll y el R&B. En el caso de la reedición que nos ocupa, el álbum se completa con sus dos primeros singles: Long tall Sally y You still want me, además de All Day and all of the night, su cuarto sencillo, en la misma línea de su exitoso You really got me; acompañadas además de sus correpondientes caras B. Esta reedición le hace un poco más de justicia al álbum original, ya que le dota de material que no aparecía en el original, añadiendo además una mayoría de interpretaciones propias: You do something to me, It´s allright, I gotta move, Things are getting better, I´ve got that feeling, I don´t need you anymore; que es donde se encuentra el verdadero interés del mismo. El disco fue producido por el productor americano Shel Talmy y editado en Pye Records.

Kinda Kinks
(Este es el sitio sobre The Kinks que he encontrado más completo e interesante, con referencias actualizadas hasta el día de hoy: noticias, discografía, acordes, letras, fotografías y todo lo relacionado con la banda).

The Kinks Official Site

 

2 agosto, 2014 - Posted by | The Kinks

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: